Contrastes

Cuando hablamos de contraste en fotografía es común referirse a la diferencia entre los tonos oscuros y claros que presenta una escena. Pero el concepto de contraste es mucho más amplio, y es frecuente buscar otros contrastes como enfocar una determinada zona y desenfocar otras o, por ejemplo, incluir colores complementarios para reforzar la composición.

En la siguiente fotografía, recientemente añadida al porfolio de la web, hay dos tipos de contrastes que refuerzan la composición. El primer contraste es espacial, situando la mayor parte de las rocas a la derecha mientras que se deja una gran parte de la zona izquierda vacía. Se trata de un recurso algo arriesgado ya que es posible caer en un desequilibrio de distribución en función de cómo estén colocados los diferentes elementos en la imagen. En este caso la roca que está sumergida situada en primer plano en la parte inferior izquierda creo que ayuda a equilibrar la escena.

Otro contraste viene dado por la roca situada en el centro de la imagen como motivo de atención, pues presenta una mayor superficie de vegetación sin agua. De esta forma, podemos contrastar la llamativa textura superficial de la vegetación frente al resto de las rocas que presentan mayor superficie de texturas difusas al estar más tiempo, durante la exposición de la toma, bajo la acción de la marea.

py1470

 

Visita mi porfolio para adquirir impresiones de gran calidad en diversos tamaños y formatos:

 

Esta entrada fue publicada en Fotografía, Paisaje y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *